"No arriesgo con nadie, menos con Lionel Messi" — Luis Enrique

Messi tuvo que ser sustituido en el descanso de la victoria del domingo por 6-0 ante el club vasco en Liga y, aunque las pruebas el lunes descartaron una lesión grave en el tendón del capitán de Argentina, se le ha dado descanso por precaución. Aunque el Barcelona lleva jugado un partido menos.

El brasileño, pletórico y muy inspirado, se inventó una bella acción individual para ofrecer al croata Ivan Rakitic el cuarto (62') y Luis Suárez completó el festival con otras dos dianas (68' y 82') para acabar con un 'triplete' y liderar la tabla de artilleros con 18 dianas.

Messi fue el encargado de patear el penal y dar comienzo al festival de goles que vendría después.

Messi ingresó al campo de juego con el último de los cinco balones de oro que ganó al estadio del Barcelona para mostrarlo al público blaugrana.

El segundo lo puso Neymar a los 30 minutos con una sutileza, mientras que el tercero llegó a los 46' en los pies de Suárez tras un pase filtrado del brasilero. En el segundo tiempo no participó Messi, reemplazado ante unas molestias musculares en la pierna derecha, según fuentes del club. "La expulsión cambió totalmente el partido", ha reconocido el técnico azulgrana, quien, sin embargo, ha elogiado "el posicionamiento de sus jugadores para generar más ocasiones de gol".

Los dos últimos llevaron la firma de Suárez, primero (69) bajando con el pecho y rematando en el área un centro de Arda Turan y luego (82) de cabeza a centro de Sergio Busquets. Cristiano Ronaldo y Karim Benzema marcaron un doblete cada uno y Gareth Bale marcaron para el conjunto "Merengue".

Related News: