Sergio Ramos: "Teníamos una cita con la historia"

En contraparte, los españoles dirigidos por Zinedine Zidane, logró sepultar aún más la brega con un gol de Marco Asensio (90'), lo que dio pie a la fiesta que se desató por la duodécima estrella del Real Madrid.

Si la final de la Liga de Campeones de Europa entre el Real Madrid y la Juventus fuese un combate de boxeo, estaríamos ante un choque de estilos entre el pugilista rápido, brioso y con una pegada fuerte -encarnado por los madridistas-, y el peleador que se maneja mejor a la distancia, de guardia casi impenetrable y que espera pacientemente para contragolpear con sus mejores embestidas -papel que recae en los juventinos-. "Allegri deja el cartel de favorito a un Real Madrid que busca la 12a", se lee también en la portada del Sport. Avalado por su 'BBC' (Bonucci-Barzagli-Chiellini o Buffon-Bonucci-Chiellini según el esquema que elija su técnico), sólo ha recibido tres goles en esta edición del torneo, dos en la fase de grupos y uno, intrascendente, en semifinales ante el Mónaco.

"No hay presión, el Real Madrid sabe convivir siempre con esa presión, lo viví de jugador y ahora de entrenador". La primera vez fue en la temporada 2001-2002, cuando era jugador del Bayer Leverkusen y perdió la final por 2-0 ante el Real Madrid en Glasgow. Con Zidane instalado en el éxito en la primera temporada que dirige de inicio a fin.

Buffon elogió enormemente a Cristiano Ronaldo, de quien dijo que "es posible que sea un modelo de deportista a seguir por todos, tanto los grandes como los pequeños".

Tiene que tomar una decisión clave para el juego de su equipo y otra dolorosa. El galés llega justo, recién recuperado de su última lesión muscular en una campaña marcada por las lesiones. La continuidad del malagueño aporta mayor equilibrio con un 4-4-2, que también mejoró el fútbol con buenas dosis de su magia.

El equipo titular está claro.

DT: Massimilano Allegri. Real Madrid de España: Kaylor Navas; Danilo, Sergio Ramos, Raphael Varane y Marcelo; Toni Kroos, Casemiro y Luka Modric; Isco; Karim Benzema y Cristiano Ronaldo. Esa nación alberga esta noche el enfrentamiento entre dos equipos tan similares como opuestos, el balón girará en ambos costados de la cancha y todos los millones de euros y cientos de estadísticas quedarán de lado, el futbol promete ser justo en Cardiff. Solo un título por ganar en una carrera a la que puede ponerle broche a sus 39 años. Implementó de gran manera las rotaciones para llegar al tramo final de la temporada con las piernas frescas y, sobre todo, tiene llegada con los jugadores. Pero ese logo se volvió maldito y ningún campeón de ese torneo pudo levantar la copa europea el mismo año en que lo obtuvo. Así, Juventus avanzó a la final ante Barcelona.

La Juve tiene dos "orejonas", como se le conoce el trofeo de la Liga de Campeones, en sus estantes de Turín, pero pudieron ser muchas más.

La final de este año mide a dos estilos un tanto dispares. Para los blancos, vencer a la Vecchia Signora los catapultaría aún más alto en el podio de los clubes más ganadores de la?Orejona?, pero a nivel económico, el título para los merengues podría significarles derrocar al Manchester United como el equipo más valioso del planeta.

Related News: