Un auto arrolló a un grupo de personas en una marcha racista

Protestas y vigilias tras la violencia de Charlottesville

El gobernador del estado de Virginia, Terry McAuliffe, declaró hoy el estado de emergencia, en medio de incidentes suscitados por un grupo de supremacistas blancos que convocaron a una movilización en esta ciudad estadounidense.

Las autoridades han confirmado el arrollamiento, señalando que hasta ahora hay una persona muerta confirmó el alcalde de la zona, Mike Signer.

La polémica marcha "Unir a la derecha" se organizó en protesta por la retirada de una estatua homenaje al general confederado Robert E. Lee, quien lideró a las fuerzas sureñas durante la Guerra Civil estadounidense y que generó choques violentos ayer en la ciudad.

Siguiendo esta línea antisemita y xenófoba, otros de los asistentes han marchado al grito de "los judíos no nos reemplazarán" o "Un pueblo, una nación, terminemos con la inmigración" antes de llegar a la rotonda principal de la universidad de Virginia, rematada por una estatua del ex presidente estadounidense Thomas Jefferson, donde se encontraban concentrados un pequeño grupo de contramanifestantes con la pancarta "Estudiantes de Virginia contra el supremacismo blanco".

"Esta declaración permite a los funcionarios locales solicitar recursos adicionales de ser necesario para responder a los eventos en curso en la comunidad que actualmente están localizados en el centro de Charlottesville", según el comunicado oficial aparecido en la página de Facebook de la Policía de la ciudad.

Las autoridades calculaban que unos 2000 a 6000 personas asistirían a la concentración de nacionalistas blancos, neo-nazis, activistas de extrema derecha y grupos confederalistas.

La policía prevé que la marcha atraerá entre 2 mil y 6 mil personas y que podría ser "la mayor congregación de odio de su tipo en décadas en Estados Unidos", como fue descrita por el Centro Legal de la Pobreza del Sur.

En abril pasado, el ayuntamiento votó por quitar la estatua de Lee, pero el tema quedó en litigio, luego que se quitara el nombre de generales confederados en dos parques de la ciudad.

Related News: